sábado, 4 de diciembre de 2010

SOBRE EL LECCIONARIO Y SU IMPORTANCIA

      El Domingo pasado, al inaugurar el nuevo año litúrgico con el primer Domingo de Adviento, hemos empezado a leer el Leccionario dominical del ciclo A. Me parece oportuno traer cuanto sobre el Leccionario dice la exhortación apostólica postsinodal Verbum Domini:

      "Al subrayar el nexo entre Palabra y Eucaristía, el Sínodo ha querido también volver a llamar justamente la atención sobre algunos aspectos de la celebración inherentes al servicio de la Palabra. Quisiera hacer referencia ante todo a la importancia del Leccionario. La reforma promovida por el concilio Vaticano II ha mostrado sus frutos enriqueciendo el acceso a la Sagrada Escritura, que se ofrece abundantemente, sobre todo en la liturgia de los domingos. La estructura actual, además de presentar frecuentemente los textos más importantes de la Escritura favorecen la comprensión de la unidad del plan divino, mediante la correlación entre las lecturas del Antiguo y del Nuevo Testamento, centrada en Cristo y en su misterio pascual." (Verbum Domini 57).

      Una buena presentación del Leccionario se puede encontrar aquí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada